Política antifraude

POLÍTICA ANTIFRAUDE

El presente Plan recoge los principales aspectos de la vigilancia y control, destinados a impedir la incorrecta gestión o el fraude de los fondos públicos, en el ámbito de la Fundación Centro de Supercomputación de Castilla y León (SCAYLE).

Su finalidad es prevenir, detectar y establecer medidas correctoras, en aras a garantizar el cumplimiento de las obligaciones establecidas en los distintos textos normativos, ya sean de aplicación nacional, regional o a nivel comunitario, poniendo especial énfasis en evitar que los recursos financieros procedentes de la Unión Europea se malgasten y cumplan los trascendentes fines para los que están asignados.

El objetivo principal de este Plan de medidas antifraude en la gestión de fondos europeos es permitir a SCAYLE garantizar que los fondos correspondientes al PRTR que va a gestionar y ejecutar se utilizan de conformidad con las normas aplicables a la prevención, la detección y corrección del fraude, la corrupción y los conflictos de intereses. Para ello se documenta una estrategia dirigida a alcanzar un modelo de organización que integra los principios de responsabilidad, transparencia, optimización de recursos, cumplimiento, integridad y gestión por objetivos, así como su seguimiento y control.

Las medidas de este Plan Antifraude resultan de aplicación a todas las personas de SCAYLE implicadas en la gestión de dinero público y, en concreto, a todas aquellas que tengan algún tipo de relación con el diseño, gestión, elaboración o ejecución de los proyectos que cuenten con financiación del PRTR.